ARQUITECTURAReseñas

Emilio Ambasz, máscara simbólica en el Veneto

Ambasz tecnne

 


Fondazione Banca degli Occhi del Veneto Onlus, Emilio Ambasz

La obra de Ambasz escapa a cualquier clasificación estricta. Al considerase un fabulador, Ambasz muestra su aprensión por establecer un posicionamiento fijo dentro del panorama arquitectónico. Sus obras revelan un fértil compromiso con la naturaleza como medio para alejarse del historicismo posmoderno vacío de contenido y una decidida actitud por imponer alegorías en cada uno de sus trabajos.

“Ambasz se declara fuera de la historia, en un terreno más fértil, más duradero, pero también más difícil de aprehender y manejar: el de la fábula, el del mito. Pero si nos habla de un pasado mítico, de una Arcadia pretérita o de un mundo arquetípico, lo hace como el antropólogo que (al igual que el fabulador) descubre no solo el carácter bucólico de ese pasado presente en el imaginario colectivo, sino también su componente violento, a través de una constante puesta en crisis de la construida contraposición entre naturaleza y cultura1

El edificio de la Fondazione Banca degli Occhi

Situado en una planicie de la localidad de Mestre sobre un predio de 2,8 hectáreas, la Fundación se emplaza cercana al nuevo Hospital Regional, también diseñado por Ambasz. El edificio compone una planta triangular escalonada. Su punto más bajo se encuentra en el vértice más cercano a la ruta, y se eleva hacia atrás escalonada hasta alcanzar la máxima altura en la base del triángulo. Los dos planos restantes se asientan en la base del triángulo y se elevan a medida que se acercan al vértice hasta alcanzar 12 metros de altura, sin establecer contacto entre ellos.

Esta “máscara” creada por Ambasz simboliza el acercamiento de las manos en el fresco más importante de la Capilla Sixtina, “Creación de Adán”, la genial obra de Miguel Ángel2.

Ambasz tecnne

Los muros trapezoidales componen las caras visibles del triángulo, mientras la arquitectura se desarrolla por detrás. Estos muros, revestidos en cobre teñido de verde, establecen una barrera hacia la ruta para que el edificio se abra sobre la naturaleza. Asentado sobre la base del triángulo, la forma escalonada forma terrazas ajardinadas contenidas entre los enormes muros verdes, semejando un anfiteatro al aire libre.

El edifico aloja 5.000 m2 de instalaciones médicas. En sus tres niveles contiene las áreas de investigación, los quirófanos y las áreas administrativas y el subsuelo el auditorio y los espacios educativos. El vestíbulo del auditorio alcanza dos alturas y expande un nivel por debajo del suelo a un patio circular ubicado en la base del triángulo.  De este modo, todos los locales reciben luz natural y expanden a patios o terrazas cubiertas de vegetación. La combinación con los voladizos de esas losas, minimiza la acción del calor, evitando en las estaciones calurosas el ingreso de los rayos solares. En el nivel más bajo del edificio se encuentran los estacionamientos, conectados a través de un pasillo con el vestíbulo del auditorio.

En esta obra, Ambasz conjuga simbolismo con pragmatismo y abstracción con naturaleza. Su trabajo persigue una idea de arquitectura no agresiva con el ambiente, encarnada en un lenguaje de alusiones poéticas que puede establecer controversias, pero que muestra una actitud absuelta de cualquier encasillamiento.

©Marcelo Gardinetti

Memoria descriptiva

Este laboratorio, bajo la égida de la fundación privada Fondazione Banca degli Occhi, es único no sólo por el hecho de que tiene más de 30 años de experiencia en trasplantes de ojos y en la formación de médicos en estas técnicas, sino que se ha dedicado a la investigación de células estaminales con notables resultados oftalmológicos. El edificio, siguiendo un plan triangular, contiene los laboratorios de investigación de células estaminales, una escuela para la formación de profesionales, salas de operación y recuperación, estacionamiento cubierto, así como un gran auditorio y estacionamiento subterráneo. El edificio está definido por dos largas paredes trapezoidales, revestidas con un acabado de pátina de bronce, que están colocadas en ángulo recto una con la otra, pero con sus puntas proyectadas que no se tocan por unos pocos centímetros, evocando así la pintura de Miguel Ángel en la Capilla Sixtina del dedo de Dios transfiriendo su élan vitaI a Adán. Su techo es un plano de sección escalonada cubierto de fragante verdor que huelen los pacientes al entrar. También sirve como auditorio al aire libre, así como una escalera de salida de emergencia de cada piso. En el tercer lado del edificio, los técnicos de los laboratorios y los pacientes tienen una vista personal de las plantas que crecen fuera de sus ventanas en amplias terrazas cubiertas de tierra. Este edificio está situado frente al Nuovo Ospedale di Venezia-Mestre, recientemente bautizado como Ospedale dell’Angelo (el Hospital del Ángel), el primer hospital “verde” de Europa.

©Emilio Ambasz

Notas:

1 Emilio Ambasz, “Invenciones: arquitectura y diseño” en Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofia, Madrid, Folleto de la exposición, (2011).

2 “El edificio está lleno de simbolismo. La arquitectura está inspirada en la “Creación de Adán” de Miguel Ángel, el más importante de los frescos de la Capilla Sixtina. Las puntas de las dos paredes verdes que la entrada táctil llaman la mano de Dios que da vida a Adán, en una tensión que expresa la materialización de uno de los más altos ideales de la cultura renacentista, la de la dignidad humana, imagen de espejo y semejanza de Dios, como Dios le da vida a Adán como el Banco Mundial, en la idea de Ambasz, devuelve la vida a los ciegos metafórico” Fondazione Banca degli Occhi del Veneto Onlus, sitio web: https://www.fbov.org/

Imágenes: © Enrico Cano

TECNNE | Arquitectura y contextos


©TECNNE 2013, actualizado 2020

Comment here