ARQUITECTURAReseñas

Atelier del escritor, mímesis y contraste

Cooper Joseph Studio, Writer's Studio, tecnne

Writer’s Studio, Cooper Joseph Studio

Esta pequeña construcción de solo 49 m2, ubicada en un área boscosa de la localidad de Ghent, fue concebida como estudio de trabajo de un escritor. Se localiza en una enorme parcela, colindante con un estanque campestre en uno de sus lados y con el bosque en el otro.

Su arquitectura se resuelve en un volumen rectangular. El núcleo de servicios alojado en uno de los vértices permite liberar el resto de los lados y ángulos del volumen para el espacio principal. Cada fachada se compone de aberturas con diferentes dimensiones, para responder a las necesidades de iluminación y la captura de imágenes del exterior. La disposición del mobiliario se corresponde con los diferentes puntos de visión buscados; esta reducido a una mesa de trabajo y un sillón para la lectura.

La chimenea, ubicada en el fondo del local, se convierte en la figura preponderante de un interior escaso de elementos. Debido al excesivo frío del invierno, los muros exteriores están revestidos en madera de cedro teñida de color negro mate para absorber la luz solar que filtra entre los árboles de hoja caduca. Por el contrario, en verano, la forestación protege al estudio de la exposición solar directa.

Cooper Joseph Studio, Writer's Studio, tecnne

Memoria descriptiva

El estudio del escritor es un lugar para que una persona trabaje, lea y escuche música. Las vistas abiertas a un estanque y los campos están a un lado, el otro lado está inmerso en un bosque profundo. La impresión general de la estructura es engañosamente simple. Cada fachada se compone de distintas aperturas dispuestas específicamente para la luz, las vistas y adaptadas, como un traje a medida a su tamaño y nivel de ojos. El interior es, despejado y elegante, unificado por el uso del nogal.

Solución de diseño

Los detalles minimalistas, las esquinas vidriadas abiertas y la transparencia a lo largo de la estructura desafían la simplicidad de la “caja”. Dados los duros inviernos, la chimenea se convierte en el centro visual, anclando la composición asimétrica con una gran chimenea ricamente concebida. A nivel estructural, la chimenea también ancla las grandes esquinas en voladizo a ambos lados.

El volumen del estudio es un pequeño espacio rectilíneo y restringido de una sola habitación en el bosque. Todo el interior está inmerso en el nogal de diversas maneras. La rígida geometría ortogonal de la habitación se yuxtapone con dinámicos diseños escultóricos de los muebles – un escritorio, una mesa lateral y dos sillones de cuero negro. Las puertas correderas son de tablón de nogal, el mostrador de la despensa es de nogal, los pisos son de nogal muy pulido, el lavabo del baño es de nogal, así como algunos de los revestimientos de la sala principal.

En el exterior, el cedro recibió una mancha negra mate, el mismo tratamiento de superficie para las tablas planas más anchas y horizontales y las tablillas más finas y de alta textura. Cada una estaba colocada con precisión y con ingletes en la esquina. Las molduras de cobre y los imbornales activaban las formas. La elección de usar sólo marcos de madera fue pragmática, pero funcionó muy bien incluso para las grandes secciones de techo en voladizo sobre las ventanas de esquina de vidrio a vidrio en el lado norte del edificio.

Energía y sostenibilidad

Nuestra estrategia implica un equipo eficiente, calefacción y refrigeración pasivas, materiales disponibles localmente y una chimenea de leña que utiliza combustible de madera de los árboles de la propiedad. La piedra es pizarra negra.

Al ubicar la casa en los profundos bosques caducifolios, podemos aprovechar las hojas como sombra para el sol en los meses de verano. En invierno, cuando los árboles pierden sus hojas, el exterior negro del edificio absorbe la luz solar y con la chimenea se reduce el consumo de combustible.

Acabados interiores:

Las paredes interiores son una composición de listones de nogal y superficies blancas. Una estantería, la cocina y el asiento de la ventana son todos de nogal macizo, lo que permite una uniformidad de textura y color. La puerta corrediza de la cocina también es de nogal. A medida que la luz del sol se filtra a través de los árboles, el suelo se convierte en una superficie clave, reflejando la luz natural con un tono cálido. Su alto pulido se equilibra bien con el brillo de menor intensidad en las paredes y superficies horizontales.

La chimenea tiene un marco de piedra de río (según el código) a ras de las tablillas de madera. Junto a ella está el área de almacenamiento de madera. La madera entra en esta alcoba por detrás, ya que hay una puerta oculta en la fachada norte del edificio que permite que el fuego se mantenga fácilmente sin tener que llevar la madera a través de la puerta principal.

El cuarto de baño:

Con una pared de ducha totalmente de vidrio y un techo de “lluvia”, se siente como si estuviera al aire libre. Sus desagües están todos ocultos de modo que no hay prácticamente ninguna lectura de la ducha excepto cuando está en uso. Los mismos listones continúan en el baño en toda la pared de entrada y en otros lugares sobre la pizarra negra local. También diseñamos el lavabo del baño en nogal. Aquí usamos material sólido con canales cortados para llevar el agua a un desagüe de zanja cortado en la pared. Los canales están inclinados. Están más cerca cerca del grifo y más separados de los bordes, lo que proporciona más superficie para una torta de jabón o un vaso.

Muebles:

Como hay muy pocos objetos en el espacio, era crítico que su diseño y materialidad funcionaran bien con los mínimos acabados interiores. Una vez más, para el escritorio y la mesa nos decidimos por el nogal por su calidez, fuerza y textura.

El escritorio está situado en eje con una chimenea con vistas a su alrededor hacia el norte hasta un estanque y campos más allá, pero tiene una relación asimétrica con los elementos de la habitación. Técnicamente, fue un logro hacer un gran y pesado voladizo de madera y su forma escultórica lo hace posible. De esta manera, cuando entras en la habitación, no hay ninguna estructura visible y el plano de la superficie flota libremente. Abajo, en la parte trasera hay un estante (con un cajón de lápices oculto) para la impresora. La conexión eléctrica está debajo de la base abierta, y sólo una pequeña ranura para el cable perturba la superficie del escritorio. La “piedra erudita” se encuentra encima de esta ranura.

La mesa de revistas hace eco de la forma del escritorio cercano, pero con una construcción acanalada que se relaciona con las paredes de listones de la habitación. Una vez más, la geometría triangular la diferencia de la arquitectura. Cada nervadura difiere en su configuración de su vecina, de modo que vista en una dirección enfatiza las superficies angulares y desde la otra las superficies se mezclan para aparecer como planos sólidos. Es un poco una ilusión óptica debido a la precisa geometría. La forma sostiene los libros o el periódico en el estante abierto contra la silla de la sala de estar, de modo que la habitación sigue apareciendo libre de desorden.

Studio Joseph

Fotografías: ©Elliott Kaufman

TECNNE  |  Arquitectura + contextos


 

Comment here