ARQUITECTURAReseñas

Cite Des Affaires, interacción y continuidad

Cite Des Affaires, Manuelle Gautrand tecnne

 


La Cite Des Affaires, Saint-Etienne; Manuelle Gautrand Architecture

Emplazado en un sitio relevante de la ciudad, el edificio se establece como un hito urbano refugiado en la noción de continuum. Este concepto es desarrollado en el diseño de una construcción lineal en forma de paralelepípedo acostado, permeable y de baja altura, que ofrece un perfil dinámico y facilita la interacción con las calles adyacentes.

El principio que fomenta la idea de continuo se desarrolla en el diseño como un conjunto de partes que se funden en un todo y evoluciona en la armonía alcanzada entre cada actividad. De esta forma, el deseo de continuidad no se restringe a la idea de erigir un mojón explícito sino a un proceso que adquiere la flexibilidad necesaria para el desarrollo del programa funcional. Ciudad de los negocios se caracteriza como un volumen con caras exteriores idénticas y otra diferente en los lugares donde pliega la fachada hacia el interior. El objetivo de permeabilidad e interacción con la ciudad se fomenta horadando el bloque con enormes huecos que se ofrecen como patio de acceso a las diferentes actividades.

La abertura principal se ubica en la esquina principal del edificio, un formidable hueco que origina enormes voladizos cubriendo el acceso. Otras dos puertas se distribuyen en la longitud del edificio, vinculadas a los itinerarios peatonales. Las caras exteriores están recubiertas por una piel de placas opacas y transparentes alternadas según la necesidad de iluminación interior. El principio de composición de la fachada se basa en la complementariedad de una piel de vidrio y otra mineral que permiten alcanzar alto grado de eficiencia térmica y energética.

El interior de cada hueco revela muros de fuerte presencia luminosa color amarillo. Este doble tratamiento de la superficie exterior admite con claridad el lugar donde se producen los pliegues de la volumetría, pero además permite que el edificio trascienda por su carácter unívoco.

Memoria descriptiva

Este edificio de oficinas (1.500 puestos de trabajo) agrupa varios servicios públicos, entre ellos la sede de “Saint-Etienne Metropole”, un comedor de negocios y 400 plazas de aparcamiento. El sitio es un punto de enlace vital entre el centro de Saint-Etienne y el nuevo barrio de Chateaucreux, al que constituye una importante entrada. También constituye un polo que agrupa a varios organismos gubernamentales que se instalarán allí : Autoridad de Desarrollo Regional, Servicios Fiscales, Epora, Saint-Etienne Métropole, etc. Los servicios y las instalaciones de ocio también formarán parte de la mezcla: restaurante corporativo compartido, cafetería, oficina de turismo de la zona de metropileno. La idea es desarrollar un “continuo” construido a largo plazo en el sitio para interactuar con las calles adyacentes. Una construcción lineal que se eleva y se despliega, pero también abraza la línea del suelo para formar un edificio de acceso bajo, uno que abre amplias canchas y eleva audaces salientes.

Cada una de sus grandes bahías sirve como ruta de acceso: el portal principal se abre al vestíbulo de la avenida Grüner, que atrae a los peatones al proyecto en un movimiento de deslizamiento. Un techo alto protege y amplía esta entrada, que es la más fina y la más grande de las tres. Los otros dos grandes “puertos” abren el proyecto a las calles que irrigan el lote, interconectando los itinerarios peatonales de la zona. Nuestro deseo de continuidad en la construcción no refleja simplemente la idea de construir un hito urbano legible y unitario, sino que también proporciona la flexibilidad que el proyecto necesita. De hecho, el principio que subyace a este continuo es imaginar un conjunto de “partes comunicantes” que permitan a las administraciones usuarias fusionarse en un todo, uno y todos, y evolucionar según sus necesidades en armonía con las de otros inquilinos.

La ausencia de roturas en las superficies asegurará que las cosas permanezcan abiertas, con la posibilidad de extender o reducir el espacio. Su cuerpo tiene tres caras exteriores idénticas, y una inferior diferente: una piel de escamas transparentes plateadas y una “garganta” amarilla brillante, brillante y opaca. Este tratamiento dual de las superficies obedece a una lógica simple y compartida en todo, que tiene como objetivo expresar la claridad en los pliegues. Dependiendo de estos movimientos, la parte inferior amarilla es una marquesina flotante o una pared vertical interior, acompañando los movimientos internos de los peatones con su rica presencia luminosa. La cercanía de tanto magnífico amarillo ilumina las aceras y las elevaciones acristaladas, arrojando lavados dorados sobre ellas como la luz del sol… Este es un proyecto que trata de unir el amarillo y el gris, la plata y el oro.

Manuelle Gautrand

Fotografías: ©Philippe Ruault

Dibujos: ©Manuelle Gautrand Arquitectos

TECNNE  |  Arquitectura y contextos


 

Comment here