ARQUITECTURAReseñas

Casa del artista, diluyendo límites

casa artista tecnne

Casa para un artista, AND Studio 

Este estudio y vivienda para un artista en Corea del Sur, está emplazado sobre un terreno que tiene una elevación inclinada de 4 metros de altura sobre uno de sus lados y las otras tres caras abiertas. El artista ha estado trabajando en su casa por más de diez años, proyectando su mirada en los parques de la zona, las calles y un pequeño pueblo que visita a menudo. En este estado, el diseño plantea la distinción entre el interior y el exterior sólo en forma alusiva. El edifico se formula como una caja irregular con planta en forma de cuña, siguiendo el limite de la parte posterior de la parcela. A excepción de fachada, el resto de los muros no tienen aberturas. Los dos pisos de altura que apoyan contra una ladera se  construyen con hormigón.

La fachada se abre en una enorme abertura cerrada con vidrio y un revestimiento de placas sueltas de madera que se introduce suavemente hacia el interior, para romper los límites entre el interior y el exterior. Esta ornamento atraviesa el interior en dirección al lado opuesto y en su travesía, los paneles se dividen y se distorsionan creando grietas sueltas. El muro también se curva hacia arriba para envolver y ocultar un dormitorio en el primer piso. El paisaje penetra a través de la grieta y lo mismo sucede con la luz; sus colores varían en el interior a cada momento. Como un cuerpo que se mueve, el espacio donde se encuentra la hendidura cambia sensiblemente. La piel se vuelve espacio, y el espacio se convierte en la piel, generando un límite borroso y permitiendo que el flujo que pasa del interior al exterior se vuelva más denso.

“Como una alternativa a la ontología modernista que separa al hombre y la naturaleza, el cuerpo y la razón, y que postula una estructura dominante cierto, su estudio explora el mundo de la totalidad. Su estudio debe reflejar su visión del mundo. Entonces la verdadera pregunta es cómo se construye un campo ambiguo que el interior se empaña con el exterior, la naturaleza penetra en el espacio, y la mirada del artista se derrama a la naturaleza.”

Marcelo Gardinetti, noviembre de 2012©

This studio and home for an artist in South Korea, is located on a site that has a sloping elevation of 4 meters high on one side and the other three open faces. The artist has been working in his home for more than ten years, projecting his gaze into the area’s parks, streets and a small town that he visits often. In this state, the design poses the distinction between the interior and the exterior only in an allusive way. The building is formulated as an irregular box with a wedge-shaped floor plan, following the limit of the back of the plot. With the exception of the façade, the rest of the walls have no openings. The two floors of height that support against a slope are built with concrete. The façade opens up into a huge opening closed with glass and a covering of loose wooden plates that is gently pushed inwards to break up the boundaries between the inside and outside. This ornament crosses the interior in the direction of the opposite side and in its crossing, the panels are divided and distorted creating loose cracks. The wall also curves upwards to wrap around and hide a bedroom on the first floor. The landscape penetrates through the crack and so does the light; its colours vary inside at every moment. Like a moving body, the space where the crack is located changes significantly. The skin becomes space, and the space becomes the skin, generating a blurred boundary and allowing the flow from the inside to the outside to become more dense.

Fotografía: ©Kim Yong Gwan

TECNNE | Arquitectura y contextos


 

Comments (2)

  1. Hola Laureano, podes escribirnos al mail de contacto. Gracias por el comentario. Saludos

  2. Muy interesante obra, la resolución de las partes de la casa están totalmente pensadas en función a como vive o como puede utilizar los espacios el artista. Me gustaría contactarme y poder conseguir mas info.

Comment here